Dicen por ahí que todas las ciudades tienen su encanto. También dicen que Granada tiene el suyo y el de todas las demás. Y casi pasa lo mismo si hablamos de grupos de música. El panorama se abre, se multiplica y triplica, se renueva, fluye como el agua del Darro y no llega a estancarse. Es en esta primavera sin fin donde florecen grupos nuevos a montones cada año y poco a poco van teniendo un hueco en el Carmen que habitado por grupos consagrados desde hace varias décadas.

Aprovechando el cambio de estación y de generación he quedado con Ismael y Antonio, dos jóvenes que llegan puntuales con sed de cerveza y ganas de hablar de su primera aventura en este complicado mundo que es la música: su primera maqueta, Pop Bailable. Bajo una sombrilla en Plaza de la universidad, al amparo de Carlos V sin su brazo derecho, empezamos a charlar mientras esperamos al camarero. Alguien se acerca e intenta vendernos algo. Es una entrevista, le digo. Y es la mejor excusa verdadera que he dicho hasta la fecha. La entrevista sigue luego su curso y brindamos porque nunca llegue el invierno a la música granadina. No podía ser de otra manera.

¿Cómo nace y qué es Stereo 6?

ISMAEL: Es una pregunta muy difícil… Cómo surge el grupo sí es fácil, surge de la amistad. Éramos colegas antes de tener el grupo y el bajista fue el que nos enseñó a tocar a los dos. Antes íbamos a verle a los ensayos y con el paso del tiempo cada uno hizo sus cosas, por ejemplo yo era bajista. Al final todos los proyectos se rompieron y como quedábamos para tocar decidimos empezar a hacerlo en serio. Así salió el grupo.

¿Con que estilo o grupo os definiríais si alguien que no os conoce os preguntara que tipo de música hacéis?

ANTONIO: Pues un batiburrillo de todos los grupos de Granada. También hay muchas influencias de la música inglesa, del indie-rock británico y estas cosas. Encasillarnos en algún sitio no. Si algún día nos da por hacer heavy pues lo haremos.

I: Yo creo que si tenemos que nombrar algún grupo no sería por el estilo de música, sino por las ganas de querer experimentar con el sonido. No vamos a hacer siempre lo mismo, ahora por ejemplo estamos haciendo canciones nuevas que suenan muy diferente y que queremos grabar a final de año.

¿Han sido complicados los primeros pasos dentro del mundo de la música?

A: Pues en realidad no porque el batería de Leone es mi hermano y tenemos muchos amigos en Fuzdose o Hey, Mister Platypus! Y está guay porque nos proponen tocar u organizar algo y lo montamos juntos. Aunque si es verdad que es complicado tocar, cada año que pasa el tema de las salas se pone más complicado. Tocar es caro.

I: Hace algunos años había más conciertos y la gente estaba más animada, ahora con el tema de la crisis las cosas han cambiado y esto afecta mucho a los grupos que están empezando. Dentro de lo que cabe hemos tenido bastante suerte.

Hace poco vio la luz vuestra primera maqueta, Pop bailable, ¿cómo ha acogido el público vuestro primer trabajo?

A: Para la gente que nos conocía fue un alivio, porque venir a todos los conciertos y no saberse las letras es un coñazo. Y la gente que no nos conocía bien también.

I: Yo pienso que había gente que se esperaba algo más potente porque uno de los puntos clave del grupo es la fuerza del directo. Hay muchas cosas que aprender a partir del primer EP, teniendo también en cuenta los medios. Aunque dentro de lo que cabe lo que ha tenido mejor acogida ha sido la frescura, que sea algo nuevo. Y hablando de la gente que no nos conocía nos han llegado varios mensajes de interesados por la maqueta, nos han preguntado donde comprarla y tal desde diferentes partes de España. Dentro de lo cabe ha salido bastante bien y estamos muy contentos con el trabajo.

El encargado de la enorme tarea de grabar el EP ha sido vuestro amigo Sergio Vicaire, ¿cómo ha sido trabajar con él? ¿Qué ha aportado al proyecto que había en vuestras mentes?

A: A Sergio lo conocemos desde hace muchos años, de hecho tenía un grupo con Borja, nuestro bajista. La verdad es que ha sido genial porque nos conoce muy bien, se ha involucrado mucho y no nos ha faltado nada.

I: El punto clave de Sergio es que sabe lo que queremos hacer y eso ha sido muy importante. Él también tenía un punto de vista muy parecido al nuestro. Lo ha dado todo con nosotros y hemos tenido mucha suerte.

Tras haber asistido a varios conciertos vuestros hemos podido observar que, a pesar de ser un grupo nuevo, tenéis ya todo un ejército de fans que os siguen a todas partes y corean casi todos los temas, ¿cómo explicáis este hecho?

A: Tocando mucho, eso lo primero. Somos muy pesados también *risas*

I: Y teniendo suerte de tener buenos amigos, también. El boca a boca es muy importante en este aspecto y cuando tienes amigos a los que les gusta la música en directo y se implican acaban arrastrando a más amigos. Al final tienes la suerte de tener ese pequeño ejército en todos los conciertos que te da más ganas de tocar.

Es la primera vez que participáis en el concurso Emergentes que organiza cada año la Sala Plantabaja, ¿cómo ha sido la experiencia?

A: Tocar en el Planta siempre es una buena experiencia. Fue la segunda vez que tocamos en el Planta, la primera fue con Vértigo. Fue una experiencia chula porque tocamos en un concurso con las mejores bandas que hay ahora es Granada. Nos quedamos con eso.

I: Fue también la sorpresa, porque no esperábamos poder entrar con una maqueta que grabamos en dos meses en el local de ensayo sin gastarnos ni un euro y entregándola el último día en las últimas horas del plazo. Al final conseguimos entrar además con colegas como los de Fuzzdose, los Barefoot y los Platypus. Está guay que esta nueva generación de bandas se encuentre toda junta en el concurso. Nos gustó mucho y encima el Planta suena genial. Lo importante es tener esa oportunidad de darte a conocer, más que la intención de ganar el concurso.

Sois un grupo joven en una ciudad con uno de los bagajes culturales más importantes de España, ¿Qué impresión os causa esto?

I: Yo creo que cuando vives en Granada y estás interesado por la música, desde que eres adolescente, ya estás predestinado a intentar hacer lo que estás viendo. Yo iba a conciertos con Antonio y creo que eso ha sido un punto clave a la hora de formar el grupo. Decir “yo también quiero estar encima de un escenario y conseguir eso”. Es como una competición sana de intentar ser los mejores, pero teniendo en cuenta que lo que tienes delante es muy complicado. Eso en otra ciudad donde apenas no hay contrincantes hace que te acomodes, pero aquí en Granada hay muchos grupos donde elegir y tienes que intentar destacar.

¿Qué os parece el panorama musical actual granadino?

I: Ahora mismo tengo la sensación de que han salido muchos grupos buenos, pero también ha habido muy mala suerte porque muchos se han separado. Ha habido grupos que nos han encantado y ahora están separados.

A: Pero bueno, seguirán saliendo grupos. En Granada pasa eso.

I: Aunque el panorama de ahora está chulo. The Barefoot lo están haciendo bastante guay desde que sacaron la maqueta, por ejemplo. Y eso hace que quieras seguir tocando. Nosotros hemos tenido la suerte de tocar con estos grupos emergentes que además nos gustan mucho.

¿A qué nivel lo comparáis (o no) con el de generaciones anteriores?

A: Bueno, antes estaban Eskorzo, Hora Zulú etcétera. Un rollo diferente, ha cambiado todo. Antes había quizás más grupos de mestizaje. Pero ahora también hay grupazo, eso no tiene nada que ver.
I: Antes supongo que era todo más nuevo y se podía destacar con más facilidad. Ahora es más difícil.

A: Por ejemplo a mí el último disco de Napoleón Solo me parece una pasada y es un grupo que en mi opinión debería estar más arriba de lo que está. Y de los nuevos ahora mismo están pegando muy fuerte los Barefoot en directo

I: Ahora también la técnica cuenta más, los grupos se están fijando más en eso de alguna forma. Antes era más espectáculo puro, ahora la calidad del sonido en un concierto es fundamental.

A: También hay más medios, claro.

I: Antes solo querías saltar y pasarlo bien. De cuatro notas dabas mal tres. Ahora hacerlo bien es más importante. Creo que esa es la principal diferencia de hace diez años a ahora. Ahora hay más técnica, aunque quizás haya decaído un poco el espectáculo.

Por Mar B Zapata

Qué se te pasa por la cabeza?